Puerto Chacabuco.- Este lunes recaló en Puerto Chacabuco el crucero más grande de la temporada. Se trata del Royal Princess, nave de 141 mil toneladas de peso, que viaja por el mundo con más de 3 mil pasajeros a bordo, con destino a San Antonio y Coquimbo, finalizando en ese destino su recorrido por Chile.

Ante este escenario, funcionarios del Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) de la Región de Aysén se trasladaron hasta el nuevo terminal de pasajeros de la empresa OXXEAN con el objetivo de realizar la revisión fito zoosanitaria a pasajeros del crucero.

“La labores de los funcionaros SAG en control marítimo consiste en revisar el equipaje acompañante de quienes descienden en el puerto, labor que se realiza mediante un chequeo no invasivo por intermedio de una máquina de rayos X, teniendo por objetivo interceptar los elementos que pudieran generar riesgo para la sanidad de la región, en este caso lo que más común son las frutas, que luego son destruidas”, indicó Jaime Solís Espinoza, Jefe Oficina, Puerto Aysén SAG.

Para el Gerente General de Oxxean, Calixto Vega Martínez, el balance es positivo, dado que: “Estamos en el crucero número once ya de la temporada para nuestro terminal, está temporada creció en un 80 % la cantidad de pasajeros, en general, muy contentos de recibir toda una ciudad flotante con numerosas comodidades destacan un área de spa, piscina y un teatro para 750 personas, 15 restoranes.”

Chile y la región de Aysén posee una excelente condición sanitaria para la producción silvoagropecuaria, hecho por el cual nuestro país destaca en el exterior y es un atributo que permanentemente debemos cuidar, pues nos permite exportar frutas, y una diversidad de productos desde esta región a diversos puntos del planeta, destacó Nelly Morales Rosas, Directora (S) SAG Aysén.