En el marco de la próxima puesta en marcha de la Ley 21.057 sobre Entrevista Investigativa Videograbada, donde la región de Aysén junto a Arica, Iquique, Antofagasta, Maule y Magallanes están contempladas en la primera etapa de esta iniciativa legal fijada progresivamente a contar del 3 de octubre de 2019, más de 60 detectives de las distintas unidades especializadas de la Región Policial de Aysén de la Policía de Investigaciones de Chile, se capacitaron en primera acogida y denuncia en el contexto de la ley con el fin de integrar la metodología que recoge los principios para la protección de los niños, niñas y adolescentes para evitar la victimización secundaria y constituir un aporte al proceso penal desde que se devela un hecho que constituye un delito.
Coyhaique.- La jornada de sensibilización y capacitación se llevó a cabo desde el martes 20 al jueves 22 de agosto y estuvo a cargo de detectives de la Subdirección de Investigación Policial y Criminalística y de la Jefatura Nacional Contra Delitos Sexuales, quienes expusieron los protocolos y parámetros de esta nueva ley.
En ese sentido, el comisario José Contreras Hernández, jefe de la Plana Mayor de la Jefatura Nacional contra Delitos Sexuales, señaló respecto a la toma de denuncia que “durante estos tres días que llevamos en la región se hicieron capacitaciones con talleres teórico prácticos, en donde entregamos diferentes componentes a los investigadores que están en la primera línea, aquellos que principalmente toman denuncias y después tuvimos una simulación de toma de entrevista con estudios de caso, para poner en escena la forma en cómo ellos tienen que actuar de aquí en adelante y permitiendo corregir en el minuto aquellas situaciones en las que nos estamos equivocando, y esto finalmente va a permitir que estén mejor preparados”.
Además, durante la jornada se fortaleció la coordinación interinstitucional con los distintos actores que participan en el proceso de justicia penal, así como también se invistió como entrevistadores a cuatro detectives de la PDI Aysén, reconocimiento que realza el rol de protección de los derechos de niños, niñas y adolescentes en su paso por el sistema de justicia penal. Los entrevistadores se formaron con el más alto estándar a nivel mundial en el Centro de Formación de Entrevistadores de la Jefatura Nacional contra Delitos Sexuales, quienes se suman al trabajo intersectorial con Fiscalía por medio de la Unidad Regional de Apoyo a Víctimas.
“Vamos a tener profesionales formados con un proceso riguroso, con una metodología de base científica que puede ser cuantificable y codificable entregándole mayor transparencia al sistema, porque la recolección de datos o evidencias a través del relato que puedan prestar las víctimas, claramente le da una mayor objetividad al sistema de justicia penal”, señaló el comisario Contreras, refiriéndose a la entrevista investigativa como una diligencia más del proceso penal.
Sobre los detectives investidos como entrevistadores, el experto indicó que “la región de Aysén conforme a la cantidad de ingreso de causas que tiene, la institución tomó la decisión de formar a cuatro entrevistadores que van a ejercer dos roles distintos, uno el entrevistador y el otro el rol de intermediador en la declaración de juicio oral. Ellos están en su proceso de acreditación y su documentación ya fue ingresada al Ministerio de Justicia y Derechos Humanos”.
Durante la jornada de sensibilización y capacitación en torno a las temáticas de la Ley 21.057, el jefe regional subrogante de la PDI, subprefecto Rubén Arancibia, destacó el trabajo de la Jefatura Nacional contra Delitos Sexuales, de los cuatro entrevistadores y de cada uno de los detectives capacitados, señalando que “nuestros equipos investigativos se prepararon en un proceso de formación altamente calificado que les permitirá trabajar con el profesionalismo que ha caracterizado a la PDI durante sus 86 años de historia. Los detectives deben estar capacitados para recibir una denuncia donde se vea involucrado un niño, niña o adolescente dentro del catálogo de los 16 delitos que van aparejados en esta ley”. Además, agregó que la coordinación interinstitucional es clave, “porque se trata de un sistema complejo que abarca desde la denuncia hasta el enjuiciamiento y por eso es clave el rol de cada uno de los actores que intervienen en el proceso que viene a cambiar el paradigma de protección de los derechos de los niños, niñas y adolescentes”.
Así lo enfatizó el encargado de la implementación de la ley dentro de la Policía de Investigaciones, comisario Contreras, “creemos que esta es una de las regiones que ha avanzado mucho en materia de sensibilización y de introducción de contenidos, vimos una participación muy activa de oficiales policiales y profesionales y tenemos que seguir fortaleciendo nuestro capital humano en esta oportunidad de crecimiento para un trato digno a los niños, niñas y adolescentes víctimas de delitos graves y violentos”.