La instancia -que coordina el trabajo intersectorial para asistir a las Personas en Situación de Calle-, comenzó a operar este año con una masiva convocatoria de la red regional. En la cita se detalló la respuesta estatal que está operativa a través de dispositivos y, también, las innovaciones que se ejecutarán para enfrentar de mejor manera este invierno, que contemplan una inversión de 260 millones de pesos.
Coyhaique.- El Delegado Presidencial Regional Rodrigo Araya, junto a la Seremi de Desarrollo Social y Familia Karina Acevedo, más la titular de Salud Carmen Gloria Monsalve, encabezaron la Mesa Calle 2022, que reflejó la actual situación que enfrentan las 158 Personas en Situación de Calle (PSC) catastradas en el territorio, de las cuales 2,5% son mujeres y 97,4% hombres.
Para satisfacer la demanda que hay en la región se encuentran operativos cuatro dispositivos, a través de la ONG Cidets, el Hogar de Cristo y la Municipalidad de Aysén, que responden al Plan Protege Calle; más una cuarta acción a cargo de la Municipalidad de Coyhaique por medio de los Centros de Superación. Todo lo anterior es parte del Programa Noche Digna al alero del Plan Protege Calle, que lleva el Ministerio de Desarrollo Social y Familia.
“Estamos muy contentos de haber reinstalado la Mesa Calle, que no se había convocado en los últimos dos años, donde están todos los servicios públicos que tienen que ver justamente con las prestaciones a todas las Personas en Situación de Calle en nuestras dos principales ciudades de la región: Coyhaique y Puerto Aysén. Es una instancia de coordinación donde están llamados todos los servicios a trabajar y prevenir todas las complicaciones de mayor riesgo de salud en las personas, como activar a quienes van a permitir mejorar las condiciones de vida para que estas personas puedan salir del entorno”, explicó el Delegado Presidencial Regional Rodrigo Araya.
“Hoy en particular tenemos una Ruta Médica que no estaba. Son dispositivos que hemos demandado a nivel central y ya llegan a la Región de Aysén, donde va a haber una dupla de médicos tres veces a la semana que van a estar visitando los puntos donde vive la gente en calle, que son personas que por algún motivo viven en la vía pública y hay que llegar donde ellos están”, manifestó la Secretaria Regional Ministerial de Desarrollo Social y Familia Karina Acevedo.
A lo anterior, se suma que el Plan Protege Calle se encuentra en Etapa de Implementación del Albergue Protege, que ya fue adjudicado por el Centro de Investigación y Desarrollo Tecnológico ONG CIDETS, organización con experiencia en situación de calle en la región de Valparaíso y Metropolitana, que deberán invertir los 86 millones de pesos adjudicados para un funcionamiento de 215 días.
Para la Seremi de Salud Carmen Gloria Monsalve, este grupo de PSC “de por sí es un grupo vulnerable, porque claramente están expuestos a una condición que no debiera ser su realidad, y de ninguna otra persona. Por eso, esto da cuenta del llamado que hace el Gobierno de trabajar con quienes tienen más necesidad de recursos, donde el Estado tiene que moverse y dirigirse para poder ofrecer una solución respecto de sus problemas. Eso hace la Mesa Calle al convocar a todo el intersector, entendiendo que el bienestar no es solo dar respuesta a la salud, sino que tiene que ver con otras condiciones también”.

La atención en la vía pública es definida como un conjunto de prestaciones que se entregan a las Personas en Situación de Calle en los lugares que habitan o transitan, denominados puntos calles. Dicho servicio es entregado a través de dispositivos de Rutas Sociales, los cuales son equipos móviles orientados a disminuir los niveles de vulnerabilidad y prevenir los deterioros graves de salud de las PSC. Están destinado, además, a atender personas que por diferentes razones no han accedido a un albergue o cupo de invierno.
Desde el Ministerio de Desarrollo Social y Familia se han preparado para afrontar de mejor manera el invierno y la emergencia sanitaria, con una inversión de 260 millones de pesos en la región, que nos permitirá mantener estas instalaciones con los servicios necesarios para que las personas en situación de calle, tengan acceso a un refugio digno donde protegerse, en Coyhaique y Puerto Aysén.