En pleno proceso de negociación colectiva se encuentra el sindicato de trabajadores y los ejecutivos del colegio Santa Teresa de Puerto Aysén, dependiente de la Sociedad San Vicente Paul. Lo más reciente fue la presentación de la última oferta por parte de la entidad educativa, lo cual fue rechazado en 95% por los funcionarios, votando así la huelga.
Puerto Aysen.- “Se realizó la votación con miembros de nuestro sindicato, donde se aprobaba la última oferta de la empresa o se votaba la huelga, esas eran las opciones. Por una amplia mayoría ganó la opción huelga con un 95% de los votos”, señaló el presidente del sindicato de trabajadores del colegio Santa Teresa de Puerto Aysén, Cristian Arregui.
Este resultado demuestra el compromiso de los integrantes del sindicato y que las peticiones al empleador es un requerimiento de la gran mayoría, agregó Arregui. “Esto nos tiene muy contentos a nosotros como directiva y a la asamblea, porque muestra una gran unidad de nuestro sindicato, de nuestros trabajadores y un lineamiento en torno a las necesidades reales y a los beneficios que estamos solicitando al empleador”.
Cristian Arregui, afirmó que como sindicato y buscando el consenso con el empleador, bajaron los porcentajes de algunos de los requerimientos presentados a la empresa y ante ello esperaban una oferta más satisfactoria, lo cual no cumplió sus expectativas por ello como asamblea votaron la huelga, instancia legal dentro de un proceso de negociación colectiva.
El presidente del sindicato de trabajadores del colegio Santa Teresa, consiente de los inconvenientes que podría generar una huelga legal, deciden como sindicato pedir las mediación de la inspección del trabajo de Aysén, en un periodo de cinco días, con el fin de evitar hacer efectiva la medida de presión.