Este perfeccionamiento permitió a médicos veterinarios adquirir técnicas para abordar clínicamente a animales agresivos sin poner en riesgo su integridad y la del propio animal.

Coyhaique.- Por espacio de dos días, profesionales de la Unidad de Zoonosis de la Seremi de Salud, junto a funcionarios del Canil Municipal de Coyhaique, participaron de una capacitación en el manejo de animales peligrosos, como los perros de razas con componentes de agresividad, donde a través de clases teóricas y prácticas se adquirieron herramientas que les permitirán abordar animales que requieran ser atendidos clínicamente, sin poner en riesgo su salud, la del animal y la de la comunidad.

Tal como lo explicó la Encargada de la Unidad de Zoonosis de la Seremi de Salud, Claudia Álvarez Muñoz, quien entregó más antecedentes respecto a este perfeccionamiento. “Estamos con una fundación de Santiago, Eto Dog, que se adjudicó la realización de un taller a nivel nacional para trabajar con los equipos de zoonosis, y otros invitados, para tratar el manejo de animales peligrosos, abordando aspectos cómo el diferenciar cuando uno está en peligro, en relación a las actividades que desarrollamos en forma diaria en nuestros programas de prevención de rabia o la observación de perros mordedores.”

Esta jornada abordó además estrategias y conocimientos para interpretar el comportamiento canino y felino en condición natural y en situaciones de estrés. Además de medidas de seguridad para tener en cuenta en el manejo de animales agresivos; técnicas de manejo en espacios abiertos, confinados y públicos; manejo defensivo en caso de ataques de perros y gatos, entre otras temáticas.

En este sentido, la Seremi de Salud, Alejandra Valdebenito Torres, junto con valorar este tipo de iniciativas, recalcó que estas acciones forman parte de la preparación que los profesionales que trabajan en el área de zoonosis para enfrentar situaciones de riesgo en el marco de la legislación actual. “Siguiendo la línea de lo que implica la Ley de Tenencia Responsables de Mascotas, que estamos acá con funcionarios de la Seremi de Salud y funcionarios del municipio que están a cargo del canil, para poder adquirir las destrezas y habilidades necesarias para poder enfrentarse a animales peligrosos, como perros con rabia, además de perros de razas más salvajes. Es por eso que esta herramienta ha generado las competencias y destrezas necesarias en cada uno de estos funcionarios para cumplir con la ley de tenencia responsable, además de minimizar los riesgos de exposición de nuestros funcionarios.”

Finalmente, cabe señalar que esta capacitación estuvo a cargo de la fundación Eto Dog, conformada por Médicos Veterinarios y Veterinarias dedicados al área de comportamiento animal con años de experiencia en adiestramiento y manejo de ejemplares agresivos, quienes anteriormente realizaron este perfeccionamiento en las regiones del Maule, Tarapaca, Los Ríos, Los Lagos, Aysén y Magallanes.