Joven aisenino habría fallecido por picadura de una araña de rincón

Conmoción general causó entre familiares, amigos, vecinos y conocidos el repentino fallecimiento la semana pasada de un joven oriundo de Puerto Aysén que residía en la ciudad de Ancud, todo tras un accidente casero que obligó a su traslado al nosocomio local, donde se confirmó su deceso.
Chiloe.- Fuentes independientes consultadas indicaron que la defunción fue informada en horas de la tarde del martes pasado luego que el joven arribara al Servicio de Urgencia del Hospital San Carlos de Ancud en estado de gravedad, determinándose como cuadro clínico un loxoscelismo generado por el veneno inoculado por la temida araña de rincón, la Loxosceles laeta.

Un deceso de estas características no es común en la zona, dado que por más de media década no se reportaba alguno en la región de Los Lagos. Es más, es uno de los primeros casos sub 30 que se registra en todo el país en los últimos años.

J.A.V.M. (29 años) fue tratado en el recinto de salud ancuditano por un loxoscelismo cutáneo-visceral (LCV), el cuadro clínico de mayor gravedad tras recibir la mordedura de la araña.

Este tipo de diagnóstico es asignado a aquellos pacientes que tienen sintomatología indicativa de que el veneno alcanzó una circulación sistémica, con un gran compromiso general acompañado de ictericia, palidez y/o fiebre. El veneno puede generar una destrucción masiva de los glóbulos rojos, observándose hemoglobinuria y hematuria (orina color rojo o café oscuro), provocando daños en otros órganos hasta llegar a la muerte, lo que pasó en este caso.

La información oficial indica que la causa de muerte fue una taquicardia ventricular tras un shock cardiogénico por LCV, transformándose en el primer deceso de este tipo en toda la región de los Lagos para los últimos años, y en el tercero a nivel nacional en lo que va de 2020 tras una adulta mayor en Rancagua durante el mes de mayo, y un adulto mayor en Río Bueno el pasado mes de julio.

Fuente informativa Laopiniondechiloe