Dirigentes de buzos mariscadores, pescadores, empresarios locales y parte importante de la comunidad de la comuna de Guaitecas van a completar pronto las dos semanas de manifestaciones, el punto principal es la solicitud de aumento en la cuota de extracción del recurso erizo, ya que, con la negativa del Subsecretario de Pesca, se vendrían varios meses de cesantía en la zona.
Melinka.- La gente de mar critica la indolencia de las autoridades que son parte del Gobierno del Presidente Sebastián Piñera, entre ellos, el Subsecretario de Pesca y el Ministro de Economía. Así se desprende en las declaraciones del dirigente del sindicato “Nómades del Mar”, Daniel Caniullan.
“Lamentamos que el Gobierno del señor Sebastián Piñera se olvide de la gente de Guaitecas y lo peor es que de esta forma nos quita el pan de nuestras familias, para privilegiar la mayoría de los votos que tiene la décima región. Eso es prácticamente un abuso ilegitimo, eso es discriminación social”.
Caniullan agrega que, “lamentamos que hoy día, después de haberle puesto varias propuestas claras al Gobierno sobre la mesa, después de explicarle con fundamentos justificados, después de tenerles el apoyo del grupo científico respecto de la biomasa del recurso erizo de la región de Aysén. Todos esos argumentos se dieron a conocer y el Subsecretario insiste en que no tiene ninguna solución para esta apartada localidad del continente”.
Son muchas las familias que se ven afectadas por las decisiones de las autoridades de Gobierno, aseguró el dirigente pesquero de Guaitecas. “Aquí la gente vive con mucho sufrimiento para poder dar educación a nuestros hijos, para poder sobrevivir con los temas climáticos, donde con mucho sufrimiento hay que enfrentar enfermedades por vivir en una zona aislada, donde muchos de nuestros compañeros pescadores han fallecido producto de vivir en una zona aislada. Y sin embargo, el Gobierno no quiere resolver un problema social, económico y nos tiene en un total abandono a la comuna de Guaitecas. El Gobierno lo único que ha buscado que esta región sea una zona de sacrificio y no le ha puesto prioridad al desarrollo y al bienestar de las familias que vivimos en este litoral tan apartado”.
Daniel Caniullan, asegura que al no ser tomado en cuenta por el ejecutivo, se ven en la obligación de tomar acciones legales en contra del Gobierno.
“No nos queda otra opción que tomar acciones legales, llevar todo este problema social, este perjuicio económico que afecta a todas las familias que vivimos del producto pesquero y a las familias que fueron despedidas de las plantas faenadoras, de buscar la solución en los tribunales. Aquí hay un abuso excesivo de poder del Subsecretario de Pesca, por hacer mal uso de la administración, de las pesquerías”.
El dirigente, afirmó también que, “esta actitud de la administración pesquera es pan para hoy y hambre para mañana. Nosotros no estamos dispuestos a poner en riesgo la pesquera, hoy el Subsecretario quiere promover la piratería con la propuesta que ellos nos hacen, están incentivando la pesca ilegal. Les hicimos propuesta para trabajar en forma ordenada, con fiscalización, sin embargo, ellos insisten en que hay que ir a sacar producto de forma ilegal, nosotros y las plantas de la zona, no estamos dispuestos a trabajar bajo esa modalidad”.
De esta forma, “serán siete meses de cesantía”, concluyó señalando el dirigente.