Horas previas a su deceso habría denunciado ser víctima de un hecho de connotación sexual.

Puerto Aysen.- La Fiscalía local de Puerto Aysén junto a personal especializado de la PDI, realizan las indagatorias para esclarecer totalmente las circunstancias en las que falleció una mujer de 33 años, al interior de una vivienda particular en la población Cerro Cordón, en la Ribera Sur de la porteña ciudad.

“Se dio cuenta del hallazgo de un cuerpo en Puerto Aysén, en la Villa Cerro Cordón, a eso de las 11:30 se procedió al hallazgo, se dio cuenta a la central de comunicaciones, quien derivó a funcionarios del cuadrante de la Segunda Comisaria de Carabineros, quienes concurren al lugar y verifican el denuncio realizado. Se procede a dar cuenta al fiscal de turno, quien instruye que se resguarde el sitio del suceso y dispone que concurra personal especializado de la Brigada de Homicidios y funcionarios del Lacrim. Posterior al trabajo de la Brigada de Homicidios y peritos, se dispuso la concurrencia del Servicio Médico Legal para la autopsia respectiva”, informó el fiscal (s) Puerto Aysén, José Luis Palominos.

El persecutor, entregó otro antecedente sobre un hecho ocurrido previo al fallecimiento de la mujer encontrada. Ya que, el día anterior a su deceso, el día sábado habría sido víctima de un hecho de connotación sexual.

“El día de ayer (sábado), se dio cuenta de un hecho donde la víctima del lamentable fallecimiento del día de hoy (domingo), a eso de las 17:30 horas del sábado, Carabineros da cuenta al fiscal de turno que interceptan casualmente a la víctima en la calle, mientras dialogan con ella para saber el motivo por el cual se encontraba en la vía publica, ella le refiere que iba en dirección al hospital, puesto que minutos previos en su domicilio, donde se encontraba con su ex pareja, habría tenido un abuso e intento de violación, es lo que les refiere a los funcionarios de Carabineros y que ella se habría defendido y propinado una herida cortante a su ex pareja y por dicho motivo concurrió al hospital”.

Respecto a esta última situación el fiscal de turno en la Fiscalía de Puerto Aysén dispuso que, “dado el relato mismo de la víctima, se instruyó por parte de la Fiscalía que se adoptara el procedimiento, se acogió la denuncia por abuso sexual denunciado por la víctima y de igual forma las lesiones. Entendiendo la dinámica y el tenor de lo relatado, el fiscal de turno dispuso que el procedimiento quedara a cargo de la Brigada de Delitos Sexuales en conjunto al Laboratorio de Criminalística de la PDI, quienes desarrollaron diligencias el día de ayer (sábado)”.

El fiscal Palominos, agregó que, “el imputado por el abuso y víctima de las lesiones, fue trasladado desde el hospital de Puerto Aysén a Coyhaique y posteriormente retorno a Puerto Aysén donde se encuentra hospitalizado. Sin perjuicio de lo anterior, la Fiscalía considerando los hechos, solicitó medidas a favor de la víctima por el abuso sexual (la mujer), el día de ayer (sábado), se solicitaron de forma verbal las medidas cautelares al Tribunal de Garantía, las cuales se aprobaron por parte del Tribunal, consistentes en la prohibición absoluta del denunciado por abuso de acercarse a la víctima, su domicilio, lugar de trabajo o cualquiera que ella frecuentara”.