Pertenecientes a los comité “Ruka Mew”; “Unión, Verdad y Justicia” y “El Canelo” de Puerto Aysén, ya son propietarias de sus viviendas.

Puerto Aysen.- “Es algo impagable. Es imposible manifestar en una palabra tanta alegría”. Así intentaba explicar su emoción el presidente del Comité El Canelo, Carlos Marío, minutos después de recibir las llaves de su casa propia, en la ceremonia que se llevó a cabo una de las avenidas principales del nuevo condominio entregado por el Ministerio de Vivienda.

Ni la baja temperatura, ni la copiosa lluvia que acompañó la entrega en la porteña ciudad, impidieron que 56 de las 108 familias beneficiarias, recibieran de manera oficial, las llaves de sus nuevas viviendas, proyecto que tuvo un costo superior a las 200 mil UF.

Según el dirigente del Comité El Canelo, Carlos Marío, llegar a este momento “es algo que se puede comparar al nacimiento de un hijo, porque es para toda la vida y herencia para mis hijos cuando yo parta de acá”.

Para Carlos, hay motivos para estar orgullosos por la obtención de este sueño, porque “para nosotros fue muy fuerte todo el proceso, pero puedo irme con la alegría de que nunca saqué a mi gente a la calle a protestar, nunca insultamos a ninguna autoridad, siempre fuimos con todo el respeto posible y esto llegó a acuerdo conversando como personas adultas y con la educación que se nos dio en casa”.

El mismo Ministro de Vivienda, Felipe Ward, no quiso estar ausente de este momento y felicitó a las 108 familias “que hoy cumplen con su sueño. Estamos muy contentos en lo que nos ha pedido el Presidente Sebastián Piñera poder apoyar a las familias a que cumplan esta realidad, que nosotros consideramos un derecho: el techo”.

“Que sepa todo Chile que vamos a seguir trabajando como Ministerio para entregar este sueño, que hoy se hace realidad”, finalizó la máxima autoridad del Minvu.

Por su parte, el Seremi de Vivienda, Diego Silva, valoró la entrega de estas viviendas, ya que “para nosotros este es un proyecto importante, con una inversión de más de 5 mil millones de pesos, con aportes del Gobierno Regional y también hemos estado avanzando fuertemente en integración social”.

“Hoy, estas casas tienen el estándar de la nueva política habitacional que nuestro Ministerio ha estado sacando adelante y nosotros somos testigos de esta felicidad que inunda a estas 108 familias en sus nuevos hogares”, destacó el Seremi de Vivienda.

En tanto, el Director del Servicio de Vivienda y Urbanización (Serviu), Nelson Quinteros, mostró su satisfacción con el fin de este proceso. “Es un día de celebración y de sueños cumplidos para estas 108 familias. Vivir la experiencia de recibir tu casa y celebrar todos juntos el tremendo esfuerzo y todo lo que costó sacarlas, es impagable”.

También destacó que se seguirá acompañando a las 108 familias “con el resto del camino que queda, que son los mejoramientos, las ampliaciones y todo lo que ellos necesiten”.

La construcción de estas 108 viviendas, que estuvieron a cargo de la empresa L y D, se realizó bajo la modalidad del programa DS. 49 del Ministerio de Vivienda y cuenta con viviendas de 47,59 m2; casas con ampliación ya materializada, que llegan a los 57,02 m2 y 3 viviendas especialmente acondicionadas para sus dueños con movilidad reducida y que tienen 56,32 m2.