“Nosotros estamos paralizados hasta este viernes, sino se sientan a conversar vamos a seguir extendiendo el paro y radicalizándolo”, afirmó la dirigenta.

Puerto Aysén.- Sin avances continúan la paralización de actividades en los jardines Junji del país, ya se cumple una semana desde que los gremios de trabajadores y trabajadoras decidieron detener la labor en los recintos producto de la contingencia sanitaria, paro que extenderán hasta este viernes 24 de septiembre a la espera de que exista “voluntad política” del Gobierno en avanzar en los puntos que requieren.
Una de las principales reivindicaciones es un aforo del 50% de la cobertura de atención de todos los Jardines Infantiles del país y turno de las/os funcionarios hasta la finalización del año lectivo 2021; como una medida sanitaria para prevenir los brotes de contagios de Covid-19 en estos recintos de educación pre escolar.
La presidenta regional de Ajunji, Ingrid Ampuero, afirmó que, “una vez más nosotros estamos por la vida de los niños y las niñas, por la protección de los adultos, los funcionarios de la institución, con un Gobierno que no nos quiere escuchar. Recordar que esta paralización se inicia porque en la región de la Araucanía se dio un hecho tremendamente grave con los niños y las niñas, donde se contagiaron con el Covid – 19, pero la variante Delta, donde se sacaron a las familias con Carabineros de sus casas, donde no se le dio mayor importancia y la institución está de manos cruzadas”.
La dirigenta gremial, aseguró que son tres los puntos principales en el petitorio que han hecho al ejecutivo, “lo que nosotros queremos son tres temas muy relevantes, el primero es que se haga sistema de turnos, que los niños asistan al jardín normalmente pero en sistemas de turnos, que existan los aforos y la otra petición es que, se modifique el manual del párvulo donde no se le permita a los niños ingresar a los jardines enfermos, eso para nosotros es tremendamente relevante e importante”.

Ingrid Ampuero, aseguró que el objetivo primordial de la paralización es cuidar a los niños ante una pandemia y evitar lo ocurrido por ejemplo, en Puerto Cisnes.
“Lo que pasó en Puerto Cisnes, donde había un jardín cerrado por Covid y el otro jardín por prevención quería cerrar y no lo autorizaron, entonces, tienen que estar los niños enfermos, hospitalizados, en la UCI, grave, la verdad es que no lo entiendo. A nosotros nos preocupa enormemente esta situación, Junji hoy está atada de manos y el Gobierno no nos quiere escuchar y nosotros no vamos a ceder, la verdad es que no”.
Ampuero, afirmó que la adhesión al paro en la región es total, “todos los jardines están paralizados, porque no podemos ser indolentes porque para nosotros es tremendamente grave esta situación, si la comunidad no lo entiende, la verdad es que es preocupante. Si hoy se nos agrava, se nos muere un niño, ¿a quién va a responsabilidad?, acaso no va a ser el jardín infantil porque no hizo los protocolos, acaso no va a ser en alguna parte de todo lo que nos toca hacer, nos van a responsabilizar a nosotros, porque así siempre ha sido”.
La dirigenta regional de Ajunji, llamó a la comunidad, a las familias de los niños a conocer sus demandas, que buscan principalmente proteger a los más pequeños de ser contagiados de coronavirus o alguna de sus variantes.
“El llamado es a apoyarnos, a que la familia de verdad conozca las demandas que estamos nosotros trabajando con el Gobierno y esperamos que la autoridad nacional se pueda sentar a conversar y a ver las problemáticas que hoy están afectando a los jardines infantiles. Nosotros estamos paralizados hasta el viernes, sino se sientan a conversar vamos a seguir extendiendo el paro y radicalizándolo. El slogan de este Gobierno era los niños primero y hoy los niños primero que se pueden enfermar, los primeros que los están sacando de sus casas con Carabineros, o sea, de que estamos hablando. No solamente en la Araucanía, este caso Delta ha pasado en cuatro regiones y hoy no queremos que en una localidad tan pequeña como Cisnes, Chile Chico, Guadal donde también había un caso Delta, llegue a los jardines infantiles y que los niños y las familias lo pasen mal”.