El miércoles, estudiantes realizaron paro de “lápices caídos”. Reclaman una serie de situaciones, entre ellas, que se estarían encubriendo actos de abuso.

Puerto Aysén.- Una denuncia del todo grave es la que se viralizó por redes sociales en las últimas horas y habla de presuntos hechos de bullying, agresiones y abuso sexual al interior del liceo Raúl Broussain Campino de Puerto Aysén, los cuales ya se encuentran en proceso de investigación por parte del Ministerio Publico y la policía especializada.
Una alumna del mismo colegio seria la protagonista de lo antes descrito, donde la víctima en los hechos más recientes sería una menor de 12 años y es su padre de iniciales C.A. quien se refirió esta delicada situación, que se estaría dando desde el mes de marzo del presente año.
“Desde inicio de marzo venimos haciendo denuncias por temas de abuso y acoso sexual de parte de unas menores y bullying, donde el establecimiento siempre me ha dicho espera, que nosotros vamos a tomar el protocolo, nosotros vamos a arreglar las cosas que no se filtre más de esto, que nosotros vamos a tomar las medidas necesarias. Pero, ayer tuvimos un episodio bastante grave en el colegio, el cual, nadie informó, solamente la niña que estaba consolando a mi hija, me llamó, en ese momento yo me encontraba trabajando, y estaban llamando para decirme que habían abusado sexualmente de ella”.
El padre de la niña que sería victima en esta grave situación, añadió que a su hija también la habrían, “golpeado y sería un grupo más o menos grande que hizo eso y el colegio no ha hecho nada, hasta ahora, no he recibido ninguna llamada preguntando, como realmente esta. En estos momentos esto lo tomó la fiscalía, estamos esperando que tomen la declaración de mi hija, ya tomaron la de nosotros”.
Existe algo preocupante también para los padres de la niña que habría sido abusada al interior del liceo Raúl Broussain Campino, es que, “lo triste de esto es que el liceo está diciendo como que nosotros somos mentirosos, como que esto nunca pasó, como nunca hubo una denuncia, como que nunca hubo nada. Por eso queremos hacer esto público, porque al final estamos quedando mal nosotros, a mi hija la siguen humillando, incluso por las redes sociales y eso es lo que queremos ver, alguna solución”.
C.A. insiste en que, desde el liceo, no le han brindado la contención, el apoyo a su hija, ya que, en el último episodio que habría terminado con un acto directo de abuso sexual, este padre afirma que llegó al establecimiento y recogió a su hija que estaba tirada en el suelo, tras el horrible hecho que le habría sucedido.
“Desde el liceo absolutamente nada, solo nos decían que ellos iban a tomar una medida para que esto no siga ocurriendo, lo cual, nunca sucedió, porque ni siquiera fueron capaces de darle una contención a mi hija, como la tuve que recoger desde la entrada del colegio, porque estaba demacrada y nadie hizo nada. La mayoría de la gente estaba ahí, estaban en horario de recreo, había una niña llorando en la entrada y ¿Qué protocolos se siguieron por parte del colegio?, ni siquiera llamaron a una ambulancia, nada”.
Esa jornada el padre de la presunta víctima, pidió explicaciones al colegio “en ese momento cuando yo llegué, lo único que hice fue consolar a mi hija y quería saber quién era el responsable. Pedí hablar con el director, quien me tramitó un poco, como que no quería tocar el tema, me dijo esperara un poco porque se tenía que informar del tema, como si fuera nuevo para él. Me dijo necesito que usted me relate para que pueda quedar al tanto de la situación, sabiendo que las veces anteriores habíamos conversado directamente con él y ya sabía del caso, incluso los nombres de las personas que habían atacado a mi hija”.
Tras los graves hechos de los cuales habría sido víctima la menor de 12 años, su padre decide llevarla al hospital local de Puerto Aysén, donde la atendieron y desde el mismo recinto asistencial emiten un documento hacia la Policía de Investigaciones, lo que daría cuenta del abuso sexual sufrido por la estudiante. “Personalmente la llevé en el vehículo a constatar lesiones, yo en ese momento llamé a PDI para ver si podía hacer algo particular y me dijeron que desde el hospital se iban a encargar de hacer la denuncia y seguir el protocolo que corresponde. En el hospital se tramitó un documento que fue directamente a PDI, hicieron las entrevistas correspondientes y solo esperamos que se haga justicia en este caso”.
Esta y otras situaciones que habrían ocurrido al interior del establecimiento, llevó a que gran parte de los estudiantes realicen este miércoles un paro de “lápices caídos”, en señal de molestia a la forma en que desde el liceo se ha abordado este y otros casos, problemas de calefacción en algunas salas, entre otros temas, que el centro de alumnos y el equipo directivo del liceo habrían abordado en una reunión.

VERSIÓN LICEO

Desde el establecimiento, fue el director del liceo Raúl Broussain Campino, Eduardo Obando Cárdenas, quien dio lectura a comunicado de refiriéndose a este tema, aclarando primeramente de que, seria falsa la información de otros casos previos al que en esta nota se da a conocer.
Además, el comunicado público del liceo indica que, “ante cualquier situación acontecida, dentro o fuera del establecimiento, que pudiera llegar a ser constitutiva de delito o de algún tipo de vulneración, se realizará la denuncia en un plazo máximo de 24 horas desde que él o la funcionario/a toma conocimiento”.
La declaración agrega que, “se han cumplido estrictamente los protocolos internos del establecimiento al momento de abordar cada una de las situaciones planteadas por la apoderada y, además, nos mantenemos en el proceso de recolección de información para así tomar la determinación más pertinente”.
Además, se indica que, “el establecimiento, encabezado por su director y por la encargada de la unidad de convivencia, deja constancia inmediata de los hechos ocurridos a la Dirección de Educación Municipal, en el cual se toman acciones de orientación y asesoramiento jurídico, a través de la encargada de convivencia escolar comunal y la asesora jurídica del DEM Aysén”.
Respecto a la denuncia que se ha viralizado y se ha hecho pública en contra del liceo, a través del comunicado, enfatizan también que, “nuestra principal labor es la protección de nuestros niños, niñas y adolescentes, actuando de forma inmediata a través de las medidas pertinentes y necesarias, siempre con la mayor eficacia que nuestro medio nos permite, en pos de nuestros estudiantes”.
El comunicado que firma el director del liceo Raúl Broussain Campino, Eduardo Obando, concluye señalando que esperarán lo que resuelva la justicia en este caso, “una vez aclarados los hechos por parte de la justicia, interpondremos las acciones judiciales correspondientes con el objetivo de restituir la trayectoria mancillada”.