En el marco del programa “Nodos de Articulación y Mejoramiento Competitivo del Sector Pesquero Artesanal” en la IX región de la Araucanía, ejecutado por la empresa Servicios Especializados de Pesca y Acuicultura INNOVAMAR SpA y cofinanciado por la Corporación de Fomento de la Producción (CORFO), se realizaron diversas actividades durante el mes de noviembre con el STI de Armadores y Pescadores Artesanales de Queule, Armadores Artesanales Independientes y la Cooperativa de Armadores Pesqueros Artesanales “Coopescar Queule”.

Para comenzar, el día 19 de noviembre, se hizo la presentación del programa de actividades y alcances de estas a todos los hombres de mar de la zona beneficiarios del programa.
A continuación, el día 28 del presente mes, se presentó la propuesta del modelo de negocio y el proyecto asociativo que se formulará con todos los beneficiarios y que tiene como objetivo mejorar los procesos de comercialización e implementar un modelo piloto de trazabilidad pesquera y sanitaria desde la zona de pesca hasta el consumidor final. Para lograr este desafío se empezará con un programa de mejoramiento de la flota pesquera y además se sumará apoyar a la flota autorizada de caleta La Barra en este mismo proceso enfocado principalmente en la pesquería del salmón Chinook.

Para finalizar, el 29 de noviembre, se presentó el proyecto y los alcances de este a las autoridades regionales sectoriales, encabezadas por el secretario regional ministerial de economía de la Araucanía, el director de Corfo, el director del Sernapesca y representantes de la agencia de desarrollo de la Araucanía y gobierno regional. Esta actividad se realizó en la planta de proceso de la pesquera Framar en Pitrufquén, socio estratégico comercial de la cooperativa pesquera Coopescar y el sindicato Siarpesca, quienes participan como actores relevantes en esta etapa de fortalecimiento productivo y comercial del territorio.

El presidente del sindicato de pescadores artesanales de la Caleta de Queule, Hernán Machuca, se refirió a las actividades realizadas en el programa Nodos:

“En un inicio, en caleta La Barra hace dos o tres años atrás, en la primera etapa, lo que se buscó fue un proyecto que tenía que ver con turismo, ahora con la continuidad del Nodo esto cambió debido a que lo que está aprobado es un tema que tiene que ver con producto, con productividad, con proceso y con comercio. Esta cadena asociativa entre los pescadores, los armadores, la planta de proceso y la comercialización final es lo que busca esta nueva etapa del nodo. En definitiva, se produce ahí un tema bastante importante porque los pecadores se lo tomaron muy bien y están dispuestos a entrar en este proceso con este foco.

Además, en el caso de caleta Quelue, con esta alianza estratégica entre Coopescar Queule, Framar, la empresa consultora Innovamar y Corfo, vamos afinando todos los detalles donde vamos a poder capacitar gente en el tema contable, en el tema de la trazabilidad del recurso, etc. por lo que este segundo mes de continuidad ha sido bastante positivo. Los socios están con ganas de continuar trabajando e ir buscando alternativas de comercio para poder llegar con un mejor producto, en las mejores condiciones sanitariamente y de comercialización, en lo posible acortando la brecha entre el pescador y el consumidor final.”

Con el apoyo de CORFO se espera probar la eficacia de un nuevo modelo de coyuntura público-privada y de competitividad productiva. Se anhela, además, que sea una guía de desarrollo de emprendimientos que perfeccione y articule instrumentos de financiamiento y gestión de proyectos de alta productividad.