Santiago.- Carabineros de Chile es una Institución líder en el respeto y dignidad de la mujer, quien al interior de las filas se encuentra a la par del personal masculino, contando con las mismas posibilidades laborales, cuya presencia se encuentra en las más diversas áreas y especialidades, actuando con profesionalismo, entrega y compromiso los 365 días del año, desarrollando sus funciones en los más diversos ámbitos del quehacer institucional.

El 16 de julio, constituye una de las fechas más recordadas y de mayor significación al interior de Carabineros de Chile, toda vez que en 1962 -hace 56 años y tras haber mantenido por décadas un carácter netamente masculino- la Institución dio cabida en su diario quehacer a la incorporación de la mujer en sus filas.

Fue entonces cuando 104 mujeres se integraron por primera vez para conformar una repartición especializada –por aquel entonces- en la atención de menores en situación irregular.

La sensibilidad y delicadeza propia del género femenino eran cualidades indispensables para enfrentar tal desafío, permitiendo complementar su labor de protección a la infancia desvalida.

Poco tiempo después, las carabineras fueron designadas para el cumplimiento de múltiples roles tales como labor educativa, servicios de tránsito y funciones policiales de orden y seguridad, estando en igualdad de condiciones respecto al personal masculino.

En 1974 se creó el Escalafón Femenino de Oficiales de Carabineros de Orden y Seguridad así como el Escalafón Femenino de Orden y Seguridad a contrata, que posteriormente se pasó a denominar Personal de Nombramiento Institucional.

Especialidades y Alto Mando

Hoy, la mujer se encuentra integrada a los más amplios ámbitos del quehacer policial, desempeñando funciones en la unidad de drogas, Fuerzas Especiales, Inteligencia, Criminalística, Sección Aérea, guía canino, Sección Investigadora de Accidentes de Tránsito, fronteras, motoristas, entre muchas otras, como parte de una amplia gama de especialidades.

Hacia fines de 1998, en un hecho sin precedentes en Latinoamérica, fue investida como General (EF) Mireya Pérez Videla, quedando a cargo de la Dirección de Protección Policial de la Familia. A lo largo de los años, se han sumado otras Oficiales Generales, entre ellas recientemente, la General Pamela Olivares Peña, siendo la primera mujer del escalafón de Orden y Seguridad -en la historia de Carabineros de Chile- en alcanzar dicho grado integrando el Alto Mando Institucional.

Hoy, cerca de ocho mil mujeres integran las filas de Carabineros de Chile, cumpliendo funciones en las más diversas áreas y especializadas del quehacer institucional.

A través de estos años, la mujer carabinero ha contribuido a engrandecer la imagen institucional y se ha ganado el reconocimiento de la ciudadanía que ha sido testigo de sus desvelos por aportar al resguardo de la seguridad, el orden público y al bienestar de cada uno de los habitantes de nuestro país, aportando a dar garantías de seguridad a la comunidad, a quienes nos debemos.