Este fenómeno delictual tomó fuerza a contar de marzo de 2021, presentándose denuncias por estos hechos tanto en Coyhaique como en Puerto Aysén, afectando incluso a personas de otras localidades de la región.
Aysén.- El avance de las nuevas tecnologías y el mayor uso de redes sociales e internet derivado de la pandemia ha impactado en diversos fenómenos delictuales a nivel internacional, nacional y también local. De acuerdo a información proporcionada por la Policía de Investigaciones de Chile, en la región de Aysén la nueva modalidad de apropiación de WhatsApp surge desde el mes de noviembre del año 2020, en el contexto de venta de productos a través de diferentes mercados digitales.
Sobre esta modalidad, a nivel regional se han cursado 64 denuncias a la fecha, estimándose una tendencia al alza por cuanto el fenómeno tomó fuerza a contar de marzo de este año 2021, lo que representa un 12% de las denuncias cursadas a la fecha. De esta forma, en base a las denuncias recibidas en Coyhaique y Puerto Aysén, se han iniciado causas sustanciadas en el Ministerio Público y que son investigadas por la Brigada Investigadora de Delitos Económicos Coyhaique.
Cabe destacar que, de acuerdo a los balances iniciales que mantiene la PDI en esta región, durante este año 2021 el total en dinero defraudado a las víctimas supera los $6.096.000.-, en aquellos casos donde la víctima ha caído en los engaños de inescrupulosos que buscan apropiarse de sus cuentas para defraudar a sus cercanos.
En cuanto al modo de operar, desde la unidad especializada destacaron que las víctimas son contactadas por delincuentes quienes, mediante engaño, logran obtener el código de la cuenta de WhatsApp, hackeándola para tomar el control de todas las conversaciones vinculadas, empezando a solicitar dinero a todos los contactos del titular de la cuenta, suplantando la identidad del propietario del número telefónico.
Al respecto, el jefe de la Brigada Investigadora de Delitos Económicos Coyhaique, subprefecto Alejandro Muñoz, manifestó que “en la región se han detectado diversos casos bajo la modalidad que consiste en que sujetos desconocidos envían al teléfono móvil de la potencial víctima, un mensaje de texto con el cual pretenden ingresar a la aplicación de WhatsApp con intenciones fraudulentas, para hacerse de la información que tenemos en nuestra cuenta con la finalidad de solicitar dinero a nuestros contactos o de obtener información privilegiada con la cual poder llegar a generar algún tipo de extorsión”.
El jefe policial agregó que, para la comisión del delito, “los delincuentes engañan a las personas, solicitando con diferentes excusas un código de seis dígitos que aparece como mensaje de texto al móvil de la víctima, el cual corresponde a la autenticación que permite la migración de las conversaciones preexistentes y todos los contactos a otro dispositivo electrónico”.
Por lo tanto, la migración de WhatsApp también se relaciona con el delito de estafa en aquellos casos donde ya se ha producido la suplantación de identidad y las víctimas a las que ha contactado el imputado proceden a transferir dinero a cuentas bancarias de terceras personas.
Recomendaciones
Frente a este tipo de hechos, desde la Brigada Investigadora de Delitos Económicos Coyhaique entregaron algunas recomendaciones para evitar caer en este tipo de engaños. El subprefecto Alejandro Muñoz alertó que las principales recomendaciones apuntan a “mantener la aplicación actualizada en todo tipo de dispositivo y activar la verificación de dos pasos de la cuenta de WhatsApp, esto ayudará a prevenir el acceso no autorizado de desconocidos a la cuenta”.
Del mismo modo, el jefe del BRIDEC Coyhaique indicó que es importante “nunca entregar códigos de verificación que llegan al teléfono, ya sea por mensaje de texto, correo electrónico o aplicaciones”.
En caso de recibir una solicitud de dinero por parte de un conocido mediante WhatsApp, “cerciórate que sea la persona que te está contactando, si es posible intenta realizar una llamada o videollamada para corroborar su identidad y la necesidad del apuro económico”, puntualizó el jefe de la unidad especializada.
Otra recomendación apunta a la utilización de WhatsApp web, “siempre ingresa a la dirección completa del sitio, nunca a través de un buscador, y al finalizar verifica que la aplicación se encuentra completamente cerrada”, añadió el subprefecto Muñoz.
Finalmente, el llamado que realiza la Policía de Investigaciones de Chile es a “resguardar los datos digitales, personales y bancarios de terceras personas para evitar caer en estas defraudaciones”, y en caso de ser víctima de alguno de estos delitos asociados a la clonación de WhatsApp, “acércate a la PDI para poder realizar la denuncia e iniciar las investigaciones y procesos correspondientes”.