El Índice Mensual de Actividad de la Construcción Regional (Inacor), elaborado por la Cámara Chilena de la Construcción (CChC), registró alcanzó un 4,3% en noviembre pasado, sumando tres meses al alza después de haber pasado once períodos consecutivos con cifras negativas.

La cifra regional es coincidente con los números positivos que se han presentado en el resto del país, exceptuando las regiones de Antofagasta y Los Lagos, que a la fecha son las únicas que mantienen números negativos para este indicador.

Recordemos que el Inacor es calculado por la CChC de manera retroactiva, de acuerdo a las cifras entregadas por el INE y el propio gremio, utilizando como bases para su obtención las cifras de empleo para el sector, el despacho de cemento y el número de permisos de edificación concedidos en el territorio regional.

“Nos encontramos en un escenario menos pesimista de parte del empresariado, lo que sumado a las proyecciones de crecimiento económico para nuestro país este 2018, son las bases para estas mejores expectativas. Esperamos que a futuro se mantengan, para lo cual es clave la reactivación económica y la solución de los trámites burocráticos para el desarrollo de proyectos de inversión”, señaló Héctor Rodríguez, presidente Coyhaique de la CChC.

El Índice Mensual de Actividad de la Construcción (Imacon), registró un aumento anual de 2,9%, lo que constituye la primera variación positiva de este indicador tras catorce meses consecutivos anotando cifras negativas.

En noviembre, la contratación de mano de obra registró un aumento anual de 1,9%, cifra que deja atrás siete meses de continuas contracciones. El empleo dependiente creció 3% en doce meses, lo que significó la creación de 13.000 plazas de trabajo en un año, mientras que los ocupados por cuenta propia registraron un leve aumento, de 0,2% anual, lo que implicó la creación de 500.000 trabajos independientes en el sector.

El índice de ventas de proveedores avanzó 7,9% en doce meses. En tanto, el índice de despachos de materiales, que aproxima la demanda de materiales de obra gruesa, volvió a caer (5% anual) por décimo quinto mes consecutivo.

La actividad de contratistas generales retrocedió en noviembre 1,8% anual, resultado que se condice con la disminución de la actividad de obras civiles y montaje, mientras que la aprobación de permisos de edificación disminuyó levemente en términos anuales.