En el marco de la discusión en la sala del Senado del Presupuesto 2019, la senadora Ximena Ordenes ingresó una indicación que repone el bono de zonas extremas para las manipuladoras de alimentos de la Región de Aysén, quienes habían sido excluidas de la glosa presupuestaria de JUNAEB.
Valparaiso.- Durante su intervención en la apertura de la maratónica jornada legislativa, la senadora Ordenes aseguró que la omisión que se produjo en la asignación del bono de zonas extremas para las manipuladoras de alimentos de Aysén era “inexplicable”.

“Se considera en este bono de zonas extremas a la Región de Arica y Parinacota, Tarapacá, Antofagasta, a las provincias de Chiloé y Palena, a la localidad de Cochamó y a la Región de Magallanes y la Antártica Chilena, pero al parecer hay una omisión: a alguien se le olvidó una región. Me parece inexplicable y espero que esa omisión se restituya en esta discusión parlamentaria”, aseguró.

Para corregir la omisión de las trabajadoras, la parlamentaria presentó una indicación a la glosa presupuestaria de la JUNAEB que será abordada en la discusión de la partida del Ministerio de Educación durante la sesión de este miércoles.

Por otro lado, Ordenes señalo en su intervención que “no es casual que distintas senadoras y senadores hayan citado el tema de la descentralización y el aporte que hacen las regiones al desarrollo del país como una prioridad”.

“Veo con preocupación la definición respecto de los presupuestos de los Fondos Regionales de Desarrollo Regional (FNDR). En la Región se ha anunciado un aumento del 3,1% del FNDR, pero hay provisiones, como la de energización, que antes figuraba en las glosas de la SUBDERE, ahora aparece directamente en la glosa del FNDR. El incremento no es tan significativo, más aún, cuando los incrementos al FNDR en años anteriores incluso han superado los dos dígitos”, dijo la senadora.

“Hay un tema ahí porque, si vamos a hablar de descentralización y no tiene expresión presupuestaria, hay una tremenda deuda con las regiones”, indicó la legisladora.