Por medio de gestiones desarrolladas por la Seremi de Gobierno, Tatiana Fontecha, junto al consulado chileno en Comodoro Rivadavia, Daniel Robinovich, y con el apoyo de autoridades argentinas, una decena de compatriotas lograron ser repatriados a la región de Aysén en medio de la crisis sanitaria que afecta a ambos países.
Coyhaique.- Desde que las autoridades regionales se enteraron a través de la prensa local de que un gran número de Aiseninos se encontraban varados en la localidad del país vecino, se desplego un gran operativo logístico que involucró al cónsul chileno y a las autoridades argentinas de la provincia del Chubut; pues recordemos que el país hermano cerró sus fronteras el pasado 16 de marzo y el 20 del mismo mes decretó cuarentena nacional; situación que pilló desprevenidos a los compatriotas que allí se encontraban, no pudiendo retornar a sus hogares.
“Desde que tomamos conocimiento de que compatriotas se encontraban varados, tomamos inmediatamente contacto con cancillería, hicimos las gestiones para conversar, como Seremi de Gobierno, con el Cónsul y conocer cuales era el catastro oficial de ciudadanos chilenos y vecinos de la región de Aysén con la necesidad de poder regresar a nuestro país”, indicó la Seremi de Gobierno, Tatiana Fontecha.
De esta forma, por medio de un constante contacto entre la Vocera de Gobierno, con el cónsul Daniel Robinovich, se logró identificar a las familias, generar un catastro de los residentes aiseninos y conocer la situación económica y sanitaria en la que se encontraban. Posteriormente tras todas las gestiones desarrolladas con la oficina de migraciones argentinas, la cancillería chilena y el gobierno regional y cumpliendo con los requerimientos sanitarios impuestos por ambos países, se pudo concretar este viernes 3 de abril, el regreso de estos 11 chilenos.
Por su parte Celia Gallardo, coyhaiquina varada en Argentina, señaló que “Me fui de vacaciones y quedé encerrada; salí el día 9, y al miércoles que ya me venía cerraron las fronteras y quedé varada. Estoy muy agradecida porque a mí me ayudaron mucho, no voy a dejar nunca de agradecer; voy a estar de vuelta con mi familia y esperando volver a mi trabajo”.
Para María Angélica Campos, hija de una de las repatriadas, el lograr el regreso de su madre fue toda una hazaña: “Estamos felices como familia porque nos volvemos a encontrar. Agradecemos la gestiones hechas por la Seremi de Gobierno y el Cónsul, ya que gracias a éstas se logró hoy día regresar a estas personas. Somos 10 familias que estábamos en esta espera, después de tanto tiempo. Fue una gestión enorme, porque costó mucho que pudieran venir, y para nosotros, como familia, ahora podemos estar tranquila de tener a nuestra madre a nuestro lado.”
Hay que destacar que los 11 repatriados mantuvieron una cuarentena de 14 días en Argentina, pasaron por los cordones sanitarios implementados en la aduana chilena con su pasaporte sanitario correspondiente, sin registrar síntomas, e ingresaron al país con la indicación de permanecer en cuarentena preventiva 15 días.
“Quiero agradecer enormemente el trabajo conjunto de los medios de comunicación, que nos alertaron de esta situación, de la cancillería, del consulado chileno en Comodoro y también al municipio de Coyhaique que nos apoyó con el traslado desde Huemules hacia Coyhaique de estos ciudadanos aiseninos y que hoy podemos celebrar que se encuentran en sus hogares, cumpliendo su cuarentena, reunidos con su familia y en la tranquilidad de poder estar con los suyos en territorio nacional”, concluyó Fontecha Bórquez.