Los termómetros marcaban -4° la mañana de este jueves en Chile Chico, sin embargo, eso no impidió que dueños responsables de perros y gatos llegaran hasta la Gobernación de General Carrera para chipear y desparasitar a sus mascotas.

Kitty, una beagle, fue la primera paciente de Beatriz de Smet, veterinaria a cargo del programa. luego de ella vinieron otras 30 mascotas a ponerse el chip identificador. Esto en el marco del primer operativo de este tipo en Chile Chico, desde el inicio del programa Mascota Protegida en la Gobernación de General Carrera que busca chipear a 300 mascotas en la provincia.

“Es bueno, porque el chipeo es caro, ya hemos chipeado a otro perrito y hemos tenido que pagar y sí que es caro. Es bueno también por la desparacitación. Para uno, que tiene varios perritos, es bueno” aseguraba Elena Villarroel, dueña de Dante, un perro ovejero, el único de sus mascotas que estaba sin el chip.

El Gobernador de la provincia de General Carrera, Mauricio Quercia Martinic sostuvo que “Hemos tenido la oportunidad de presenciar un interés muy grande de las personas dueñas de mascotas por proceder a la desparacitación interna y externa de sus animales”, agregando que  “esto indica que este programa de mascota protegida es una oportunidad para todas aquellas personas que quieren actuar responsablemente y de esa forma vamos a seguir implementando el mismo operativo aquí en la gobernación y en otros lugares de la provincia”.

Beatriz de Smet, veterinaria a cargo del programa Mascota protegida, señaló que “Estoy muy agradecida de la convocatoria que hubo, llegó bastante gente, mucho más de la que yo pensaba, así que, además de agradecida, me da gusto saber que la gente está interesada en microchipear a sus mascotas, en ser responsable y espero que la gente siga acudiendo a nuestras plazas y a nuestros operativos”.

Este programa es de alcance provincial, por lo que la próxima semana se llegará a Puerto Río Tranquilo y posteriormente se estará atendiendo en operativos en todas las localidades del General Carrera. Con este proceso, las mascotas quedan identificadas, entrando de esta manera al registro nacional de mascotas y, posteriormente, los dueños recibirán el carnet de sus perros y gatos.