La Coordinadora Regional Romina Hernández, explicó que el impreso -que ya está entregando a la comunidad- “busca fomentar las habilidades para el autocuidado de las personas que cumplen este rol y aporta herramientas que les permiten desarrollar de mejor forma el cuidado a aquellas con dependencia”.

El manual “Yo me Cuido y Te Cuido” fue impulsado por el Servicio Nacional del Adulto Mayor con el objetivo de orientar y apoyar el rol de los cuidadores de adultos mayores, que han tenido una tarea muy importante en el marco de la contingencia sanitaria por Covid-19.

“La figura del cuidador informal es un soporte importante, ya que es aquella persona que, de forma permanente o regular, asume el cuidado de un adulto mayor, entregándole los apoyos necesarios para el desarrollo de las actividades de la vida diaria y así retardar la dependencia y que pueda seguir viviendo en su propio entorno el mayor tiempo posible”, detalló la Coordinadora Regional de Senama Romina Hernández.

“Actualmente casi el 90% de los cuidadores son mujeres, de más de 53 años. La mayoría de ellas se dedica a tiempo completo a esta labor y en más de la mitad de los casos, se deben agregar las labores domésticas que realizan. Esto deriva en que exista una falta de tiempo para ellas mismas, problemas de salud y un agotamiento físico y sicológico”, explicó el Defensor Mayor Eugenio Canales.

El manual contiene 104 páginas de herramientas de apoyo para que el cuidador(a) pueda desarrollar actividades de autocuidado, entregando además conocimientos, recomendaciones y una serie de preguntas donde la persona a cargo podrá completar un cuestionario para ejercitar los aprendido durante los últimos días y levantar un autodiagnóstico para mejorar las falencias y el cuidado de la Salud Mental de ellos mismos.

El Secretario Regional Ministerial de Desarrollo Social y Familia Marcelo Jélvez, destacó que “hoy nos enfrentamos a un acelerado proceso de envejecimiento de nuestra población, donde podemos apreciar que todos tenemos algún familiar, amigo o cercano que está recibiendo cuidado de alguna persona. Por eso, enfrentar esta realidad es fundamental, más aún, si los datos nos muestran que en un 65% de los casos la labor recae sólo en una persona, lo que deriva en que el 88% de quienes cumplen este rol no han tenido descanso en el último año. Es más, los mismos declaran no haber tenido vacaciones en los últimos seis años”.

Romina Hernández agregó que “el manual puede ser descargado en versión digital a través de la página senama.gob.cl, donde también encontrarán videos y consejos para la labor diaria de los cuidados. Sin embargo, nosotros como Servicio Nacional del Adulto Mayor estamos distribuyendo copias impresas preferentemente en localidades con poca conectividad, de manera de a hacer llegar este importante material a quienes desempeña tan loable labor”.

De acuerdo con los datos entregados por Senama, el perfil del cuidado informal de personas mayores dependientes presenta que la gran mayoría son mujeres (84%), el promedio de edad de los cuidadores familiares fluctúa entre los 64,4 años para los hombres y 53,1 para las mujeres, como también que el 50% de los cuidadores tiene 52 años o más y el 30% 62 años y más.