El Seremi de Vivienda y Urbanismo, Diego Silva Barrera, informó a la comunidad regional que ya está a disposición de los interesados, en el sitio web www.minvu.cl, el listado con la selección final de personas favorecidas con subsidios de arriendo para los adultos mayores, información que era muy esperada por los postulantes de nuestra región.

Indicó la autoridad sectorial que se trata de una muy buena noticia, ya que sin duda nuestros adultos mayores han sido uno de los grupos más golpeados en esta pandemia y por eso desde el Gobierno se ha estado tomando una serie de medidas para poder apoyarlos en forma concreta. “Como dijo en su momento la Primera Dama Cecilia Morel es fundamental entregar a nuestros adultos mayores una mejor calidad de vida y este programa apunta justamente a eso. Hay que recordar que en el contexto de la emergencia sanitaria se hacía necesaria una mayor cobertura, por lo que en este caso el Minvu decidió aumentar el número de subsidios para dar la mayor asistencia posible, todo eso como parte del sistema de protección social que el Gobierno impulsa en todo el país y que está llegando a más de 12 millones de personas”, precisó.

Cabe recordar que estos resultados corresponden a un llamado especial destinado a adultos mayores que se encuentran dentro del 70% de la población más vulnerable y que no son propietarias de una vivienda, que no tienen capacidad de ahorro y que requieren apoyo para el pago de una renta de arrendamiento, pues sus ingresos son insuficientes.
Las personas que fueron seleccionadas obtendrán un monto de subsidio diferenciado dependiendo del tramo del Registro Social de Hogares, que les permitirá cubrir entre el 90% y 95% del valor del arriendo mensual.

Finalmente recordó el Seremi que además para este proceso se renovó automáticamente el beneficio a más de mil 600 adultos mayores en todo el país, quienes de esta forma pudieron mantener su arriendo sin hacer ningún trámite. “Esto permite mayor tranquilidad y seguridad en el contexto de la Pandemia, ya que este apoyo repercute positivamente en l vida de nuestros adultos mayores, en su salud, su economía y sobre todo en la dignidad y el bienestar que todos ellos se merecen”, concluyó.