Durante uno de los cruces habituales entre ambos costados del Río Baker y en medio de las maniobras realizadas por el operador, alrededor de las 15:00 hrs. del día sábado 17 de octubre se produjo el corte en uno de los cables de la balsa, ocasionando la caída del operador a las heladas y correntosas aguas del río. Afortunadamente, luego de la caída el operador logro salir por sus propios medios de río sin consecuencias fatales que lamentar.
En este sentido Jorge Calderón Núñez señaló: “El accidente en si es preocupante y las consecuencias pudieron haber sido mucho más graves. Hay un trabajador que pudo haber tenido consecuencias fatales, si bien no hay consecuencias fiscas aparentes, el impacto psicológico de caer al río más caudaloso de Chile debe ser visto con mucha atención”.

En este mismo sentido, Calderón Núñez agregó: “Hay mucha inquietud de los usuarios de la Balsa, principal forma de conexión de los pobladores del sector del Colonia Norte y Río Neff, y por tanto la preocupación, además de la integridad física de la persona accidentada, también debe estar centrada en la pronta habilitación de la balsa, asegurando la seguridad de quienes transitan, y al mismo tiempo retomar con mucha fuerza la necesidad de un gran Puente en el sector”.

“Hubo un trabajo de muchas autoridades y de la comunidad que permitió la instalación de un puente en remplazo de la pasarela el Manzano, eso fue muy valorado. Hoy se debe avanzar con fuerza en una obra de ingeniaría mayor que es muy necesaria, y que permitiría consolidar la conectividad en un sector muy productivo de la comuna de Cochrane”. Enfatizó el ex Gobernador de Capitán Prat.