El programa de actividades se extiende entre este miércoles y sábado, contemplando inspección a las obras del Hospital de Cochrane, Reposición del Alcantarillado de Tortel y Hospital de Chile Chico.

Aysen.- Adoptando todas las medidas sanitarias para la prevención del Covid-19, el Consejo Regional (CORE) de Aysén reanudó este miércoles las actividades en terreno, comenzando en las comunas de Cochrane, Tortel y Chile Chico.
El programa -que se desarrollará hasta el próximo sábado-, contempla una inspección a la Reposición del Hospital de Cochrane, avance de la construcción alcantarillado y tratamiento de aguas servidas en Tortel; y Reposición Hospital Leopoldo Ortega de Chile Chico, junto con encuentros de diálogo con las comunidades locales.
En las actividades participan el presidente del Consejo Sergio González y los consejeros Raúl Rudolphi, Carlos Campos, Carlos Quintul; Andrea Macías, Washington Medina, Marcia Nahuelquín y Jorge Abello, de las comisiones de Infraestructura, Transporte y Telecomunicaciones, y de Regionalización, Integración Territorial y Medioambiente.
El presidente del Consejo, Sergio González, afirmó que el objetivo es llevar información directa a la comunidad.
“Nos caracterizamos por ser un Consejo Regional que hace bastante terreno. Vamos a Tortel, donde hay un proyecto de alcantarillado, que es el primero que se hace en Chile, es de bastante valor y que no ha estado exento de algunas problemáticas y observaciones de Contraloría. Queremos conversar con la comunidad, bajar la información, porque generalmente se escucha una voz, que es la del alcalde de la comuna, Por eso queremos conversar con ellos para que cuando este proyecto termine les dé la mayor tranquilidad”, expresó.
A su vez, la consejera Marcia Nahuelquín sostuvo que la ciudadanía debe conocer los antecedentes y despejar cualquier inquietud al respecto.
“Creo que lo más importante es llegar a Tortel y conversar con la comunidad, ya que son ellos los actores principales y nos debemos a ellos. Por lo tanto, vamos a ver el proyecto in situ y, lo principal, vamos a conversar con la comunidad”, expresó.
En el caso del Hospital de Cochrane el Fondo Nacional de Desarrollo Regional (FNDR) destinó casi 20 mil millones de pesos para la reposición del establecimiento de salud; en Tortel, se trata de sobre nueve mil millones para establecer un sistema que resuelva el tratamiento de las aguas servidas, en beneficio directo para sus 600 habitantes; y por último, en Chile Chico, la normalización del hospital Leopoldo Ortega implica una inversión que supera los 30 mil millones de pesos, mediante convenio con el Servicio de Salud Aysén.