Reglamento que hará operativa la norma deberá estar listo en seis meses.

Aysen.- Analizar el impacto de la ley que busca mejorar las condiciones de habitabilidad de embarcaciones que prestan servicios a la acuicultura, fue el objetivo de la reciente reunión que sostuvo el senador David Sandoval con armadores regionales.
Al respecto, el parlamentario destacó el rol que cumplen los armadores en la zona, especialmente por quienes cuentan con embarcaciones que se dedican a prestar servicios a la acuicultura, y no solamente a los salmoneros. “La ley hasta ahora no reconocía este tipo de naves”, aseguró.
En esa línea, Sandoval resaltó especialmente el rol que cumplió don Roberto Schulteiss, armador de Puerto Aysén, quien hace muchos años manifestó la necesidad de avanzar en una normativa que se hiciera cargo del no reconocimiento de esta naves, más aún considerando el papel que cumplen. “(Son) naves especiales de prestación de servicios y muchas veces trasladan a buzos, personal adscrito a las mismas naves, no contando con los espacios de habitabilidad en materia de alojamiento, comedores, servicios higiénicos, entre otros”, puntualizó.
De ahí que surgió la necesidad de elaborar un proyecto que se hiciera cargo de esta realidad, el cual finalmente vio la luz transformándose en ley y donde ahora se está a la espera de la elaboración, por parte de la Subsecretaría de Pesca, del reglamento que hará operativa la norma, el cual espera Sandoval, se haga con el apoyo de los mismos armadores. “(El reglamento) hará los acotamientos específicos para la implementación de la ley”, indicó.
El legislador recalcó que con esto, la ley, que ha despertado mucho interés en la gente de la zona sur austral, permitirá conseguir mejores condiciones de habitabilidad de las naves, mejores prestaciones de servicios desde los armadores hacia sus tripulaciones, y responder al llamado que hacen las propias empresas que demandan este tipo de servicios. “Esperamos se produzca un salto significativo en calidad de vida para quienes cumplen labores de tripulantes en estas naves, especialmente la gente de mar de la región de Aysén”, concluyó.