Desde este fin de semana y a toda máquina está trabajando la empresa eléctrica regional para instalar el cableado subterráneo que en las próximas semanas permitirá dotar de energía eléctrica a las 22 viviendas del comité Lago Ciervo de Villa O’Higgins, cuyos integrantes esperan con ansias esta última etapa de ejecución del proyecto para recibir definitivamente las soñadas llaves de su casa propia.

Cabe mencionar que se trata de un innovador proyecto a nivel nacional, el cual inició su construcción el año pasado con subsidios del Programa de Habitabilidad Rural del Ministerio de Vivienda y Urbanismo, donde las soluciones, además de la casa, incluyen una bodega y la canalización y suministro de energía eléctrica a través de cableado soterrado, experiencia piloto a nivel nacional que implicó más de cien millones de pesos adicionales al presupuesto inicial de la obra.

El Seremi de Vivienda, Diego Silva, destacó el avance en la instalación de la red eléctrica y la calidad de este proyecto único en la región y en el país. “Se trata de viviendas amplias, de gran calidad y un llamativo diseño que están prácticamente terminadas, pero faltaba la instalación del cableado subterráneo, donde en el contexto de la actual pandemia no fue sencillo para la empresa conseguir los materiales, lo que significó un retraso que nadie quería en el término de la entrega del proyecto. Lo bueno es que después de muchos esfuerzos este fin de semana llegó el camión con los materiales a Villa O’Higgins y la empresa eléctrica regional empezó de inmediato con la instalación, para dejar todas las casas conectadas en esta hermosa población que no tendrá cables a la vista, una condición muy positiva, acorde con la calidad de vida que los vecinos se merecen y las orientaciones ambientales y turísticas que ha priorizado la misma localidad y la comuna”, precisó.

Agregó la autoridad que, tal como ha dicho el Ministro Felipe Ward, lo que debe primar siempre en estas obras es entregar a las familias las condiciones de seguridad, calidad y comodidad que todos se merecen, en especial en esta zona que en algunos meses del año presenta características geográficas y climáticas complejas, pero a la vez grandes potencialidades y proyecciones. “Debemos garantizar la entrega de viviendas seguras y cómodas, que permitan a cada familia su desarrollo presente y futuro, que puedan vivir tranquilos, mejorar su calidad de vida y ser parte activa del crecimiento ordenado de su comunidad, y eso es lo que estamos haciendo ahora, así que pedimos a los dirigentes, vecinos y vecinas un poco más de paciencia, para que en las próximas semanas podamos ver el proyecto finalizado como corresponde, para que puedan habitarlo, darle vida y disfrutarlo como siempre soñaron. Nosotros vamos a garantizar que todo esté en orden y que se haga en los menores tiempos que sea posible”, aseguró el Seremi.

Las 22 viviendas para las familias del comité Lago Ciervo son ejecutadas por la empresa de Marianela Lavín Acuña e implican una inversión que bordea los mil 400 millones de pesos, o sea más de 60 millones de pesos para cada solución individual, lo que permitió construir 13 viviendas de 60 metros cuadrados de superficie y 9 viviendas de 47, 5 metros cuadrados, estas últimas con un dormitorio proyectado de 12, 9 m2 para construir en una segunda etapa. Todas las casas tienen bodega de 21, 3 m2 y la instalación eléctrica soterrada, que se espera esté terminada durante la segunda semana de junio.