Con la finalidad de mejorar las capacidades de los viveristas y obtener mejores resultados en la reproducción y producción de especies nativas, los trabajadores del vivero El Mallín de la Corporación Nacional Forestal (CONAF), ubicado en Puerto Aysén, se capacitaron en diversas técnicas de reproducción vegetativa en especies nativas.

Este taller viene a complementar el trabajo en conjunto que se realiza desde hace 3 años entre CONAF de la Región de Aysén y de la Región de La Araucanía, en el cual se intercambian semillas, transferencia tecnológica y plantas de interés para ambas regiones, colaborando, de esta manera, ambas regiones en la mitigación del cambio climático.

En la capacitación se enseñaron diversas técnicas para la preparación del material vegetal como la recolección, tratamiento, poda, plantación y transporte del material, cómo se forma una planta madre, entre otras, que fueron parte de la inducción. Todo esto complementado con trabajo práctico realizado en el mismo vivero El Mallín.

Víctor Albarrán Toledo, encargado de Viveros de CONAF Región de La Araucanía, estuvo a cargo de esta capacitación y junto con valorar la importancia de adquirir estos conocimientos, señaló que “hoy en día reproducir vegetativamente significa mantener o preservar una cualidad característica de la planta, ya sea el color, el tamaño, el dulzor de un fruto o cualquier característica genética que nosotros queramos conservar de una especie. Por ejemplo, podemos reproducir ejemplares de una especie que tengan mejor tolerancia al frío, al calor u otra característica que deseemos conservar y es en esto donde radica la importancia de este tipo de reproducción”.

Para el director regional de CONAF Aysén, Andrés Bobadilla Labarca, esta capacitación “es parte del constante perfeccionamiento de nuestros trabajadores y trabajadoras. Agradecemos esta alianza que tenemos con nuestros colegas de La Araucanía, ya que hemos intercambiado semillas y conservado un material genético importante de especies nativas. En este caso, esta capacitación nos permitirá mejorar los procesos que realizamos en nuestro vivero en cuanto a calidad y cantidad las especies que reproducimos”.

Cabe señalar, que de esta capacitación participaron 10 viveristas de El Mallín, quienes adquirieron conocimientos en reproducción vegetativa, método que se está probando y que será un complemento al trabajo que se realiza en este vivero con semillas de distintos sectores de la región.