Un saludo protocolar a la Delegada Presidencial, Margarita Ossa, realizó el consejero regional por la provincia de Aysén, en su calidad de presidente saliente del Consejo Regional, Sergio González Bórquez.

“La visita obedece a como ex presidente, expresar el agradecimiento por todo el apoyo que tuvimos dentro de mi período como presidente del Consejo Regional. Hubo un trabajo que se realizó de muy buena manera, con voluntades, aquí nadie hace las cosas solos, tenemos una coordinación entre el Consejo Regional con el Ejecutivo para sacar las cosas adelante y los proyectos. Así es que la idea es seguir relacionándonos para avanzar en las metas de desarrollo de nuestra región, como también lo vamos a hacer con nuestra gobernadora Andrea Macías”, indicó.

Margarita Ossa coincidió en la disposición a continuar un trabajo mancomunado. ”Le agradecí y reconocí el trabajo que hemos hecho en forma mancomunada con el Consejo Regional, es un Consejo que tiene una mirada de región muy importante y eso es lo que tiene que proyectarse en el tiempo, porque –en definitiva- tanto los consejeros, la Gobernadora como esta Delegada, tenemos que trabajar de forma unida, para que la región se vea beneficiada y siga avanzando como corresponde, para que podamos tener logros importantes de cara a las personas”, indicó.

Cabe señalar que la Gobernadora Regional preside el Consejo Regional y debe coordinarse con los demás órganos y servicios públicos. Le corresponde también la coordinación, supervigilancia o fiscalización de los servicios públicos que dependen o se relacionan con el Gobierno Regional.

Además, debe asignar los recursos del o de los programas de inversión del Gobierno Regional, de los programas de inversión sectorial de asignación regional y aquellos que corresponda en virtud de transferencias de competencias que haga el Presidente de la República.

Tiene entre sus funciones el formular políticas de desarrollo de la región, considerando las políticas y planes comunales respectivos y representar judicial y extrajudicialmente al gobierno regional, pudiendo ejecutar los actos y celebrar los contratos de su competencia o los que le encomiende el consejo.

A su vez, el delegado presidencial ejerce el gobierno interior de cada región. Es el representante natural e inmediato del Presidente de la República en el territorio de su jurisdicción, siendo nombrado por el jefe del Estado y manteniéndose en sus funciones mientras cuente con su confianza.