Con una activa participación de la comunidad educativa se desarrolla en toda la región de Aysén y la Provincia de Palena, la campaña “Patagonia ponte las pilas”, iniciativa que busca recolectar las pilas en desuso y disponerlas de manera segura para su manejo responsable como residuo peligroso y altamente contaminante.

Ya en la quinta versión, esta campaña que tiene vigencia hasta noviembre de este año, es liderada por Edelaysen con el apoyo de la Seremi del Medio Ambiente de Aysén y Los Lagos, suma a los establecimientos educacionales de la comuna de Lago Verde.

De esta manera los nueve niños del Jardín El Principito de Villa La Tapera y sus familias, ya se encuentran juntando pilas dentro de un contenedor fabricado por ellos mismos.

“Estamos participando de esta campaña desde el primer día. Tenemos un sector en el jardín infantil donde tenemos una botellita, desechable, pintada, que la hicieron los mismos niños como un buzón. Ahí las familias están dejando las pilas. Hemos hecho una campaña familiar y con la localidad también. Invitamos a las familias a que se sumen”, señaló Antonella Ávalos Soto, directora del establecimiento.

Ciertamente este es un jardín con una marcada línea ambiental, ya que tienen un sello medioambiental de nivel intermedio. “Así que ahora la campaña ‘Patagonia ponte Las Pilas’ pasó a ser parte de nuestro proyecto para este año dentro de la certificación ambiental”, agregó Antonella Ávalos.

Y desde Villa Amengual, Víctor Ojeda Barría, director de la escuela de esa localidad destacó positivamente la campaña, donde también se han organizado para reunir las pilas en desuso.

“Es una iniciativa que nosotros relevamos mucho. Es importante lo que se está haciendo, hemos hecho un poco de educación con nuestros estudiantes, para que comprendan el sentido que tiene esta campaña. Nos hemos organizado, toda la escuela porque es chica, y tenemos un contenedor pequeñito para ir dejando las pilas que traen los estudiantes”, indicó Ojeda.

Desde la empresa eléctrica, Marcelo Silva, jefe del sistema Aysén de Edelaysen hizo un llamado a la comunidad regional, instituciones y organizaciones a reunir pilas en desuso en sus territorios para hacerlos llegar a las oficinas de Edelaysen desde Chaitén a Villa O’higgins.

“Como empresa nos comprometemos con el cuidado del medio ambiente liderando esta campaña donde no solo hemos sumado a los establecimientos de Tapera y Amengual, sino que también a establecimientos de Puerto Cisnes, Puyuhuapi, Puerto Aysén y otros. Esperamos puedan organizarse y reunir la mayor cantidad de pilas y dejarlas en las oficinas de Edelaysen desde Palena hasta Villa O’higgins”, finalizó.

¿Por qué importa disponer de manera segura las pilas en desuso?
El daño de una pila al medioambiente es más que significativo. Una sola pila de reloj tiene la capacidad de contaminar toda el agua de una piscina olímpica. Estas poseen metales y elementos peligrosos como mercurio, cadmio, níquel, litio, plomo, manganeso y zinc, por cuanto requieren de un adecuado manejo ya que pueden causar daños irreparables al medio ambiente como a la salud de las personas.