La presidenta de la Corte de Apelaciones de Coyhaique, Natalia Rencoret Oliva, visitó los juzgados de Cochrane y Chile Chico para ver en terreno su funcionamiento y el regreso progresivo a la presencialidad en periodo de pandemia. Además, se reunió con alcaldes, delegados provinciales, jueces de policía local, notarios, Carabineros, Gendarmería y medios de comunicación.
Coyhaique.- La visita -desarrollada entre el 12 y el 15 de octubre- además tuvo por objetivo hacer una revisión de ambos tribunales respecto a las tramitaciones de causas, sus necesidades y problemáticas.

“Este recorrido por los tribunales del sur, obedece en primer lugar a mi interés por conocer in situ la realidad de los juzgados atendida su fisonomía y geografía de difícil acceso y además interiorizarme del trabajo en pandemia que ha significado para nosotros un reacomodo en los medios tecnológicos de comunicación con los usuarios y los intervinientes. Lo que ha generado una continuidad del servicio judicial, ya que no hemos dejado de atender y de resolver los conflictos que se nos presentan desde el inicio de la pandemia”, sostuvo Natalia Rencoret.

La ministra agregó que: “se ha constatado, en general, un buen trabajo de ambos tribunales, con mucha conciencia de que están en un lugar muy particular donde el impacto de la administración de justicia para la vida de las personas es muy relevante”.

Atención de público y labor jurisdiccional

Sobre el trabajo en pandemia, la jueza titular del Juzgado de Letras, Garantía y Familia de Cochrane, Javiera Alarcón expresó que: “nuestro foco de atención va a seguir siendo el priorizar la atención a las personas para seguir recibiendo sus consultas urgentes como también las orientaciones que en general surgen durante el trabajo que significa administrar justicia. Fundamentalmente en casos de denuncias por violencia intrafamiliar, respecto de medidas de protección en caso de vulneración de derechos de niños, niñas y adolescentes y situaciones que por su urgencia requieran por ejemplo pautas de evaluación de riesgos, y la adopción de medidas cautelares en forma inmediata”.

Por su parte, Guillermo Frene, magistrado del Juzgado de Letras, Garantía y Familia de Chile Chico, indicó que: “Estamos atendiendo a la población de Chile Chico y de la provincia de manera regular desde hace bastante tiempo con nuestro tribunal abierto para las personas que lo necesiten y también a través de medios telemáticos. Ello, ha facilitado en gran medida la realización de audiencias en especial para llegar a las personas que tienen dificultades de desplazamiento y que viven en localidades aisladas y también hemos ayudado a los usuarios que no tienen los medios de comunicación adecuados para poder participar de una audiencia a través de medios digitales”.

En la actualidad los juzgados de Cochrane y Chile Chico están atendiendo de manera presencial desde las 08.00 a 14.00 horas, con todos los resguardos sanitarios indicados por la autoridad.

Vínculo con la comunidad

En su visita por los tribunales más extremos de Aysén, la ministra sostuvo encuentros con diversas autoridades locales para conocer su parecer respecto del trabajo jurisdiccional. Así también, visitó los Centros de Cumplimiento Penitenciarios para conversar con sus respectivos alcaides y conocer la realidad de los internos y su estado de salud dada la pandemia.

De igual manera y con el objetivo de informar a las comunidades de Chile Chico y Cochrane, la ministra Rencoret estuvo presente en tres medios de comunicación de carácter radial para transmitir el funcionamiento de los tribunales, el motivo de su visita y referirse a temáticas de contingencia como la Ley que crea el registro nacional de deudores de alimentos y la Ley de monitoreo telemático en causas de violencia intrafamiliar.