Gendarmería de Chile confirmó un nuevo caso positivo de Covid-19 en el Centro de Detención Preventiva de Puerto Aysén, esta vez se trata de una persona privada de libertad que se encuentra aislada desde el martes cuando comenzó a presentar síntomas, en la actualidad se encuentra en buenas condiciones generales de salud.

Puerto Aysen.- A raíz de este caso, la institución penitenciaria activó todos los protocolos establecidos por la autoridad sanitaria, que permitan disminuir el riesgo de propagación del virus al interior del recinto penal.
A partir de la detección de este caso se dispuso cuarentena para otros cinco reclusos por ser contactos estrechos de este nuevo caso, a quienes ya se les aplicó PCR, estando en actualidad a la espera de los resultados. A ellos se suma un funcionario que fue dejado en cuarentena por disposición de la autoridad sanitaria.
A la fecha, la Institución sólo registraba dos casos confirmados de funcionarios en el mismo recinto penal y acababan de finalizar las cuarentenas asociadas al primer brote registrado el lunes 23 de junio.
Gendarmería de Chile ante la emergencia sanitaria por el brote de COVID-19, está ejecutando un plan de contingencia institucional para resguardar la salud de las personas privadas de libertad, sus familiares y los funcionarios/as:
• Se han suspendido las visitas a los establecimientos penitenciarios para disminuir el flujo de personas que ingresan.
• Protocolo de aislamiento en cada recinto penitenciario para caso sospechoso de contagio o ante una eventual confirmación, traslado a hospital si es que fuera necesario.
• Plan de atención a los adultos mayores.
• Todas las unidades penales cuentan con insumos sanitarios como mascarillas, guantes, dispensadores de jabón, termómetros infrarrojos y alcohol gel (uso responsable).
• Sanitización de los espacios de los recintos penitenciarios y carros de traslados.
• Inicio anticipado de vacunación para la influenza, tanto para privados de libertad como funcionarios.
• Los traslados interpenales están suspendidos, a menos que sean de estricta necesidad de seguridad, implementación de audiencias y visitas por videoconferencias,
• Las encomiendas se continúan recibiendo con normalidad, pero con un estricto proceso de desinfección.